¡Descubre el tesoro oculto en el fondo del océano Atlántico!

Un acuífero gigantesco de agua dulce se encuentra bajo el mar

Un grupo de geólogos de la Universidad de Columbia ha realizado un sorprendente descubrimiento en la costa noreste de Estados Unidos: casi 3.000 kilómetros cúbicos de agua dulce atrapada en sedimentos porosos bajo el agua salada del océano Atlántico. Este acuífero submarino, calificado como "gigantesco", se extiende desde la costa del estado de Massachusetts hasta Nueva Jersey, abarcando unos 350 km de la costa atlántica en esa región de EE.UU.

¿Cómo se encontró este tesoro submarino?

Para detectar la reserva de agua, los investigadores utilizaron ondas electromagnéticas. Aunque ya se sospechaba la existencia de este tipo de depósitos de agua dulce, no se sabía mucho sobre sus volúmenes y distribución en el planeta. Sin embargo, en los años 70, algunas compañías petroleras que perforaban la costa descubrieron que extraían agua dulce en lugar de petróleo. Esto fue una pista para los científicos, quienes decidieron investigar más a fondo. Utilizando sondas lanzadas desde un barco, midieron el campo electromagnético en las profundidades del mar. Al recibir señales de baja conductancia, pudieron confirmar la presencia de agua dulce en el fondo del océano.

¿Cómo llegó el agua ahí?

Los geólogos creen que el agua dulce se almacenó en estos sedimentos porosos de dos maneras. Durante el fin de la Era de Hielo, grandes cantidades de agua dulce quedaron atrapadas en sedimentos rocosos, formando lo que se conoce como "agua fósil". Además, los depósitos también se alimentan de la lluvia y de cuerpos de agua que se filtran a través de los sedimentos en la tierra y llegan hasta el mar.

¿Es potable esta agua?

Según los investigadores, el agua del acuífero es más dulce cerca de la costa y más salada a medida que se adentra en el mar. Aunque contiene sal en cantidades similares al agua dulce terrestre, en sus límites externos alcanza niveles de salinidad similares al agua de mar. Por lo tanto, si se quisiera utilizar el agua de las partes más lejanas del acuífero, tendría que ser desalinizada para la mayoría de sus usos. Sin embargo, el costo de desalinizar este agua sería menor que el de procesar agua de mar.

¿Un recurso para zonas áridas?

El estudio de los geólogos sugiere que estos acuíferos submarinos podrían encontrarse en muchas otras partes del mundo y podrían abastecer de agua dulce a lugares áridos que la necesitan urgentemente. Esto podría ser especialmente relevante en regiones como el sur de California, Australia o África. La existencia de este tesoro oculto en el fondo del océano Atlántico plantea nuevas posibilidades para el suministro de agua dulce en lugares donde escasea.

¡No te pierdas esta fascinante historia del mar! Descubre más sobre el mar Báltico y su historia aquí. Además, conoce más sobre el mar de agua dulce más grande del mundo aquí.

Si quieres conocer otros artículos parecidos a ¡Descubre el tesoro oculto en el fondo del océano Atlántico! puedes visitar la categoría Viajes.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Go up